07 de abril, 10:30 horas. Coronavirus: Comunicado del Ministerio de Salud, Desarrollo Social y Deportes

En el Museo Carlos Alonso se inaugurarán tres muestras


Desde el  viernes 6, a las 20.30, podrán visitarse las obras de Alberto Musso, Gabriel Sainz y Cristina Pérez en la Mansión Stoppel.

Tres reconocidos artistas expondrán en el Museo Carlos Alonso-Mansión Stoppel, con diversas temáticas. Cada uno desde sus experiencias ofrecerá al visitante un recorrido por el arte. Tanto pinturas como algunos objetos formarán parte de esta muestra.

En el Espacio A tendremos la posibilidad de ingresar al mundo artístico de Alberto Nicolás Musso, con Fronteras, que se extenderá hasta el 17 de noviembre.

Musso nació en 1939 en Justo Daract, provincia de San Luis. Comenzó su formación artística en Villa Mercedes y la continuó en Mendoza. Egresó de la Universidad Nacional de Cuyo.

En Oberá, Misiones, ejerció la docencia, lugar donde asentó las bases y el cariz de su obra fuertemente vinculada con la realidad cultural, social y geográfica que lo rodeaba y que incluyó en sus pinturas, dibujos, grabados y cerámicas. Participó en salones donde recibió premios y reconocimientos. Realizó viajes por América y Europa.

En 1982, volvió a Mendoza para ocupar el cargo de profesor titular de Pintura en la Facultad de Artes y Diseño de la UNCuyo. Además de su reconocida labor docente, continuó con su obra en el taller de Guaymallén, donde fue declarado Ciudadano Ilustre, y allí dejó su última muestra, que permaneció abierta al público póstumamente durante un mes. La gravidez de tres suelos marcó su alma: San Luís, Misiones y Mendoza.

“La plástica de Alberto Musso en todas sus expresiones y técnicas es principalmente figurativa. Musso no se encontraba a gusto con la abstracción. Una de las características más destacables de su pintura es pues la figuración. Su arte tiene siempre un hilo sustancialmente narrativo. En algunas de sus obras esa narración es explícita, en otras, se encuentra difuminada y en algunas otras se obstina en permanecer de modo críptico, tal vez cerrada con claves personales que hacen tanto más sugerente el motivo del cuadro. Pero siempre en ellas hay un elemento narrativo, incluso a veces con palabras íntegras, letra por letra, incorporadas a las obras”, expresa el profesor Daniel von Matuschka, curador de la muestra.

En el Espacio B se podrá recorrer, hasta el 6 de octubre, Pinturas, de Gabriel Sainz, un artistas que nació en la ciudad de Buenos Aires en 1967, tuvo una temprana relación con elementos que luego serían sus herramientas. Su madre, estudiante de Bellas Artes, y su padre, aficionado al dibujo, estimularon en los primeros años lo que luego sería su vocación. Su infancia porteña y sus años de vida en la Patagonia han signado su pintura. Fue becario de la Fundación Antorchas, asistió a los talleres de Guillermo Roux, Eduardo Faradge y Juan Doffo (Argentina), Antonio López, Andrés García Ibáñez y Golucho (España).

Ha realizado numerosas exposiciones en Buenos Aires, Tandil, Córdoba y, fuera del país, en Estados Unidos, España y Suiza. También ha recibido numerosos premios y reconocimientos.

La inauguración se completa con la exposición Exuberancia. Relatos de los Cuerpos, de la artista plástica, cantautora e investigadora Cristina Pérez. La muestra podrá visitarse en el Espacio B 1º y 2º piso, hasta el 6 de octubre.

Cristina Pérez es artista plástica, música cantautora, investigadora y experimentadora audiovisual. Egresada de la Facultad de Artes y Diseño de la UNCuyo, estudió además escenografía, animación y producción audiovisual en Mendoza y Buenos Aires.

Sus inquietudes artísticas y la búsqueda de nuevos aprendizajes la llevaron a realizar trabajos artísticos por diferentes lugares, investigando, exponiendo, realizando obras en espacios públicos, murales y seminarios, participando en bienales, ferias, foros, dictando cursos, talleres y charlas. Actuó en festivales nacionales, de la América Latina y también de Europa.

Además de Mendoza ha vivido y trabajado en Buenos Aires y en ciudades de Uruguay, Chile, Brasil, Perú, Bolivia, Colombia, Ecuador, Alemania, España, Suiza y Francia. Desarrolla en paralelo su trabajo plástico y musical, y fusiona en muchos de ellos diversas disciplinas artísticas, ya sea en producciones audiovisuales o performáticas.

Desde 2015 es codirectora de Chakanay, ciclo de charlas sobre cosmovisión andina, donde desarrolla un fuerte trabajo de investigación y difusión de la cultura andina en Mendoza. Sus dibujos, pinturas y objetos han sido seleccionados en salones de artes plásticas de la provincia y de Cuyo, Argentina y Latinoamérica.

Ha realizado más de 50 exposiciones individuales y 70 colectivas, tres libros ilustrados, una animación, un documental en proceso y tres CD editados. Desde 2016 integra el movimiento nacional Mujertrova, de cantautoras en la Argentina.

La obra de Cristina Pérez ha estado ligada a colectivos feministas y a organizaciones de género y como artista ha participado en varios de ellos. Actualmente dirige el documental Sirena Mestiza, en el grupo Yaku Runa, y difunde como solista y en banda su disco Fuegoiagua.

En palabra de la curadora Ana Amico, “el arte interpela, transforma, enriquece miradas, rinde tributo a las mujeres presentes en obras como alegorías, donde las mismas sostienen la vida, el mundo, las creencias, son anacrónicas, deidades, fecundidades, sonrisas eternas, cuerpos desnudos y ataviados de símbolos, que construyen poéticas en donde son incluidas y se empoderan.

“Cristina Pérez, en múltiples facetas y lenguajes del arte, pone en acción dispositivos para construir objetos estéticos, que en capas infinitas invitan a adentrarse, detenerse, reconocerse, deconstruir en cada obra enfoques y experiencias estéticas, en las cuales se conjugan temporalidades que se entrecruzan, constituyéndose en anacronías, en el marco de la selección de obras que en esta oportunidad configura la exposición. Quien se aventura frente a la obra, hasta podría encontrar su reflejo en ella”.

GALERIA