AGENDA: ESTE SÁBADO SE INAUGURAN LAS OBRAS DEL PARQUE GENERAL SAN MARTÍN

Impulsan la producción textil a través de novedoso proyecto


Lorena Meschini, a cardo de la dirección Economía Social y Asociatividad (DESyA), se reunió con Gabriela Lichtenstein, responsable del proyecto PA.IS (Payunia Inclusiva y Sustentable) para articular acciones y así fortalecer el trabajo de esquiladores de lana de guanaco. También estuvo presente Guillermo Ander Egg, a cargo de la Dirección de Asistencia Técnica y Capacitación de la Secretaria de Agricultura Familiar de la Nación.

La idea es generar una alternativa económica sostenible para las familias que viven en ese entorno natural, favoreciendo su arraigo, y posibilitar la incorporación de productores al mercado en condiciones de equidad.

PA.IS es un consorcio integrado por el Ministerio de Ciencia y Tecnología de la Nación, el CONICET, el Municipio de Malargüe y la Cooperativa de puesteros Payún Matrú que trabajan en un programa que une el uso sustentable del guanaco con el desarrollo de la comunidad local, creando un modelo que permite industrializar la lana del guanaco.

Consultada al respecto, Lorena Meschini, explicó que el proyecto consiste en “la esquila de guanaco mediante su captura en vivo, en una zona de nuestro país que tiene la mayor población de este animal. Luego se produce el hilado, el cual tiene un alto precio de venta internacional, por lo cual se busca trabajar articuladamente en el desarrollo del proyecto local”.

“Desde la DESyA pondremos a disposición del proyecto los técnicos afectados a Malargüe, sumado a que haremos la vinculación con el  Instituto de Desarrollo Comercial y ProMendoza. La iniciativa también será incluida en el Plan Integral de Economía Social que la provincia presentará en los próximos días ante la Secretaría de Economía Social de Nación”, agregó Meschini.

Por su parte Lichtenstein destacó: “Con esta actividad se realiza el hilado semi industrial, se evita el desarraigo de los pobladores de la zona quienes suman su mano de obra y la venta de este producto al mundo es algo novedoso, contribuyendo a la producción textil con un producto obtenido de una especie nativa como es el guanaco”.

Por último, Guillermo Ander Egg, manifestó que “el desafío es cómo concretar la articulación entre organismos. Y trabajar en un plan de capacitación, entendiendo el adicional de la distancia, características de la población, etc. Además se ocupará de vincular el proyecto con las nuevas autoridades de la Subsecretaría de Agricultura Familiar (SAF) en Mendoza y él contribuirá con formación específica y asistencia técnica desde su lugar”.

La planta de tratamiento de lana de Guanaco, que pertenece a la cooperativa Payún Matrú, fue formada en 2005. Nuclea a 30 familias de puesteros que vienen desarrollando la primera experiencia de manejo de guanacos en silvestría de la Argentina.