06 de julio, 20 horas. Coronavirus: Comunicado del Ministerio de Salud, Desarrollo Social y Deportes

PARA MERCAU LA PROMOCIÓN INDUSTRIAL “ES UN MAL TRAGO”


El ministro de la producción, Raúl Mercau, abrió el encuentro “Mendoza expone. 200 años produciendo calidad”, con una clara referencia al perjuicio que provocará al sector agroindustrial si se extiende el decreto 699/2010 que la Presidenta firmó el 20 de mayo para prorrogar la promoción industrial en las provincias vecinas a Mendoza.

Mercau indicó que la promoción industrial es “un mal trago” y que el decreto 699 es “nefasto” porque representa serios costos para el sector productivo local. Sin embargo, señaló que “nosotros hemos convivido durante 30 años con la promoción y sin embargo la creatividad y el esfuerzo de la provincia permitieron lograr lo que hoy tenemos lo cual no significa que no vayamos a abandonar la lucha para que no se extienda este decreto a las provincias vecinas”.

Para el ministro, pese a los beneficios impositivos de la promoción, Mendoza ha desarrollado una industria que ha requerido de mucho esfuerzo de distintos sectores económicos.  “Tenemos que ir para el desarrollo de aquellas áreas que han demostrado en otros países emergentes ser los verdaderos sectores movilizados, en función de la competitividad.  Y la competitividad está basada en la innovación, en la infraestructura y en el capital social que es uno de los elementos fundamentales”.

“Vamos a seguir luchando para que esto que hemos sufrido por más de 30 años no se extienda a 45 como pretenden algunos de los gobernadores de las provincias vecinas”, enfatizó el funcionario.

El encuentro donde expuso Mercau forma parte de los festejos del Bicentario que se extenderá hasta el jueves en el auditorio Ángel Bustelo. Acompañaron al ministro durante la presentación, la historiadora de la UNCuyo, Paula Figueroa, que presentó el libro “El fruto de nuestra gente”, y el economista de la UBA, Guillermo Oliveto, quien analizó la “Mendoza del futuro”.

El libro de Figueroa que fue encargado por el Ministerio de Producción pone en valor la cultura del trabajo local desde “sus orígenes” y es un planteo historiográfico de la producción de alimentos de origen agrícola en el Norte de Mendoza.

“Es un libro que le va a servir a un lector curioso que quiera ver una historia de Mendoza distinta, contada desde la comida, los sabores y el trabajo de todo un pueblo dedicado a la producción agrícola”, sostuvo Figueroa.

Para la historiadora, las reflexiones sobre el pasado siempre la “disparan” problemáticas del presente pero sobre todo la necesidad de resolver y poder diseñar un futuro mejor.  “A partir de esa reflexión se puede recuperar la memoria y en ese proceso de recuperación de memoria, construir la identidad de nuestro pueblo”.