Este martes habrá clases con total normalidad

Trasladaron a los primeros internos hacia la nueva Unidad de El Cerrito en San Rafael


Se trata de 18 internos que quedarán alojados en el edificio recientemente inaugurado en el sur de la provincia.

Autoridades del Servicio Penitenciario de Mendoza informaron que se realizó la tercera y última etapa para la puesta en funcionamiento de la Unidad Penal N° X “El Cerrito”, mediante el traslado de 18 internos que quedarán alojados en el penal más nuevo de la provincia.

Es importante destacar que todos los complejos y unidades carcelarias tienen 3 momentos antes de comenzar a funcionar definitivamente. El primero consiste en la recepción de la obra e inauguración por parte de las autoridades gubernamentales, el segundo el ingreso de personal para la comprobación de los servicios, el diseño planes de emergencia y funcionamiento del sistema de monitoreo y seguridad y por último, el ingreso de los primeros internos.

Esta Unidad alojará en principio a internos primarios, es decir personas procesadas que ingresen por primera vez al sistema penitenciario. Allí, comenzarán a transitar un período de admisión y adaptación al régimen de aproximadamente entre 90 y 180 días, salvo que las autoridades sugieran, por recomendación expresa y fundamentada, un mayor tiempo de detención dentro de la Unidad.

La estructura de este nuevo edificio está compuesta por un núcleo central en donde se encuentran dos Módulos con 26 celdas cada uno, con una capacidad de 3 plazas por celda, lo que permitirá alojar un total de 156 internos.

Esto, permitirá comenzar a descomprimir algunos sectores de la cárcel de San Rafael, ya que se tiene establecido que durante los próximos días se seguirán efectuando traslados, hasta llegar a la capacidad establecida.

“El tema de la sobrepoblación, es una problemática común que tiene la mayoría de las cárceles del país y una gran preocupación para quienes trabajamos en la administración de las mismas. En este sentido, Mendoza ha tomado acciones concretas que con inauguraciones como estas comienzan a verse los resultados y a darse una solución responsable que no sólo consiste en obras, sino también en cambiar el concepto y tratamiento para las personas privadas de libertad”, explicó Eduardo Orellana, titular del Servicio Penitenciario de Mendoza.

GALERIA